El mejor potaje caliente del invierno

0 comentarios

En esta estación del año es cuando más apetece algo caliente para comer, si además nos ayuda a mantenernos sanos, ¡mucho mejor!

Si los gérmenes y virus se encadenan provocándonos un resfriado tras otro, puede que el culpable sea un desequilibrio en el sistema inmunitario y en la balanza ácido-base del organismo, precipitado por demasiada comida precocinada, falta de ejercicio, estrés o tóxicos ambientales.

Si apostamos por una alimentación predominantemente básica podemos eliminar el exceso ácido y mejorar nuestra inmunidad y vitalidad.

 

Las patatas y la col rizada, dos grandes alimentos básicos, se unen en esta receta invernal. También aportan valiosos antioxidantes y vitaminas. Las almendras también están presentes y contienen minerales básicos como el calcio, el magnesio y el potasio. También nos beneficiaremos de su contenido en vitaminas del grupo B y E, junto con ácidos grasos instaurados.

Ingredientes:
• 1 cebolla
• 300 g de patatas
• 1 col rizada pequeña
• 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
• 250 ml de caldo de verduras
• 2 manzanas (sean de la variedad que sean tienen un efecto básico)
• Sal
• Pimienta
• 1/4 de cucharadita de nuez moscada
• Perejil
• Cebollino
• Unos cuantos berros
• 100 g de almendras picadas

Preparación:
Se corta la cebolla en daditos pequeños, se pelan las patatas y se cortan igualmente en dados pequeños.
Se lavan las hojas de col y se cortan en trozos. 
A continuación se pocha la cebolla en las dos cucharadas de aceite de oliva hasta que esté transparente.
Se le añaden los dados de patata que se fríen ligeramente con la cebolla y luego se agrega el caldo.
Se deja cocer todo 10 minutos, se añaden las hojas de col y se deja cocer 5 minutos más.
Finalmente se ponen las manzanas cortadas en trozos pequeños.
Se salpimenta, se le añade la nuez moscada, el perejil y el cebollino picados y finalmente se espolvorea con las almendras troceadas.

Archivado en: