Emociones positivas, corazón sano

0 comentarios

El optimismo, la satisfacción con la propia vida y el sentimiento de felicidad ejercen un efecto positivo sobre el corazón.

fotopedia.com

La actitud positiva y el bienestar psicológico reducen la el riesgo de sufrir infartos cardiacos y cerebrales, así como otras enfermedades cardiovasculares.

Julia Boehm y Laura Kubzansky, investigadoras de la facultad de Salud Pública de la Universidad de Harvard (Estados Unidos), han revisado más de 200 estudios y han hallado que las emociones positivas protegen de las enfermedades cardiovasculares en general.

 

Factores como el optimismo, la satisfacción con la propia vida y el sentimiento de felicidad tienen un efecto positivo sobre el corazón, al margen de otros factores como la edad, el nivel socioeconómico, el hábito de fumar o el peso corporal. Las persnonas psicológicamente positivas tienen hasta un 50% menos de probabilidades de sufrir un problema circulatorio.

Si nuevos estudios confirman la relación entre las emociones positivas y la salud cardiovascular, habrá que rediseñar las estrategias de prevención y los tratamientos, según los investigadores. «El estudio sugiere que puede ser necesario hacer énfasis en las fortalezas psicológicas», ha explicado Kubzansky.