Cómo encurtir hortalizas

0 comentarios

Receta para encurtir calabaza.

Cuando la cosecha es mejor de lo esperado o se consigue una buena oferta de verduras, encurtirlas en vinagre es una buena alternativa para conservar sus propiedades y consumirlas más adelante.

Hay consejos básicos a seguir a la hora de encurtir. Es recomendable que se empleen hortalizas ecológicas. Las convencionales pueden haber sufrido abonados excesivos que favorecen su putrefacción. Por otra parte, para que el encurtido en vinagre se conserve mejor hay que añadirle algo de azúcar y sal. Tradicionalmente se hacía una decocción de vinagre, azúcar, agua, sal y distintas especias para darle aromas. 

 

Las verduras se deben lavar a conciencia y retirar los trozos "feos". Según la receta, se pueden escaldar antes de encurtirlas o bien “cocerlas" en el vinagre directamente. La proporción correcta es 1 kilo de hortalizas, medio litro de vinagre y entre un cuarto y medio litro de agua. Todas las verduras deben quedar bien cubiertas para evitar la formación de mohos. Los tarros se guardan en un lugar fresco y oscuro. De esta manera se pueden conservar hasta seis meses.

Calabaza encurtida

• 1 Kg de calabaza sin piel (cortado en dados de 1-2cm)
• 1/2 l de vinagre
• 100 g de azúcar moreno
• 1/4 l de agua
• 1 ramita de melisa
• 1 ramita de menta
• 1 trocito de cáscara de limón ecológico
• si se desea algo jengibre, canela o clavo

Mezcla todos los ingredientes menos la calabaza. A continuación añádele la calabaza y ponlo al fuego hasta que rompa a hervir o hasta que la calabaza tenga un aspecto semejante al cristal. Con una espumadera saca la calabaza y colócala en un tarro, cuela el caldo y ponlo sobre la calabaza hasta que la cubra y finalmente cierra el tarro.